9 de abril de 2015

Pirámides - Solitario 3 picos: Domina el juego (I)

En ludado queremos analizar nuestro juego Pirámides - Solitario 3 picos para ayudarte a mejorar y conseguir estar entre los mejores de nuestro ranking histórico, e incluso llegar a ser el mejor del mundo :) 

En este primer artículo nos centraremos en los que creemos son los dos aspectos fundamentales, las series y la creación del máximo número de opciones para liberar cada carta. Dominar este sencillo juego consiste muchas veces en saber renunciar a uno de ellos en favor del otro. Y los grandes jugadores son los que, en esas ocasiones, saben que opción es la mejor.


Las series son necesarias para sumar muchos puntos al marcador. Mientras no saquemos una carta del mazo o un comodín, la serie se incrementa. Cada carta liberada suma tantos puntos como la posición que ocupa en la serie. Además, hay que añadir los puntos por cada bono de Superserie, bono que se da cada vez que el valor de la serie es múltiplo de 7.


Superserie
Una serie de 7 cartas es una Superserie

Si, por ejemplo, liberamos siete cartas una a una, tendremos 1 punto por cada carta. En cambio, si conseguimos hacer una serie de 7 cartas, obtendremos 1+2+3+4+5+6+7 puntos por las cartas, y un extra de 25 puntos por la Superserie. Son 7 puntos frente a 53.

Pero vayamos un poco más lejos. Si llegamos a hacer una serie de 14 cartas, estamos hablando de 1+2+3+4+5+6+7+8+9+10+11+12+13+14 puntos por las cartas, más dos Superseries, la primera de 25 puntos y la segunda de 50. ¡¡¡180 puntos frente a los 14 que sumaríamos si liberásemos esas cartas una a una!!!.
Viendo estos ejemplos queda claro que, para llegar a hacer una puntuación capaz de meterse entre las mejores, hay que aprovechar al máximo las series.

Por otra parte, cuando hablamos de crear opciones, nos referimos a tener disponibles en las pirámides tantos valores de cartas distintos como sea posible. Todos hemos jugado ese nivel en el que, sin darnos cuenta, hemos dejado libres tres cartas, y las tres con el mismo valor.


Solo nos vale una J o una K

En el ejemplo de la imagen, del mazo solo nos vale una J o una K. Salvo que tengamos suerte, vamos a tener que sacar muchas cartas del mazo, así que nos quedarán pocas para liberar el resto de cartas de las pirámides. Seguramente perderemos el comodín y, aún así, será difícil superar este nivel.
Debemos evitar situaciones como esta a toda costa, y tratar de tener un abanico de valores de carta amplio siempre que sea posible, y que una buena serie no nos lo impida :) 
Y, cuando nos salga la J o la K, debemos liberar la Q de la izquierda o la del medio, que nos dan dos opciones, y nunca la de la derecha que solo nos da una. Es un ejemplo sencillo, pero define bien que es crearse opciones.
Nosotros, cuando jugamos, tenemos una regla general: Liberar las cartas por filas, es decir, ir liberando las cartas que están más abajo en las pirámides, a menos que esto nos limite las opciones. Y, como comentamos al principio, elegir bien cuando hay que arriesgarse con una buena serie.

Podríamos profundizar más en estos dos aspectos y, por supuesto, hay otros muchos a tener en cuenta a la hora de jugar este juego. Pero esperamos que este sencillo análisis sirva para que tengas claros los que, a nuestro entender, son los dos conceptos básicos a dominar para llegar a ser un gran jugador de Pirámides - Solitario 3 picos.


Para acabar, ten en cuenta que este análisis es perfectamente aplicable a la versión cubierta del juego. Las diferencias las dejamos para otra ocasión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario